24 noviembre 2005

Exclusiva!!!

Le estoy empezando a coger cariño a mi jefe. Ese cariño especial que se coje a los jefes. Le sonrío y casi entiendo sus chistes. Su sentido del humor a mejorado muchísimo y creo atisbar una relación de tú a tú, dejando atrás nuestra relación de el gran yo poderoso OOOHM a el pequeño tú mindundisdemierda y mujer además.

Dicen que es una falsa impresión mía...

PS: Fíjate que ya ni le llamo comepiedras!
PS2: Vaya abrazo se ha pegado una estimada colega con el que venimos a llamar "polvo y medio". Qué rico!


11 comentarios:

santinobrain dijo...

Síndrome de Estocolmo, lo tuyo se llama Síndrome de Estocolmo.
Eso, o te has dado un golpe en la cabeza al abrir tu mesa nueva de bricolage y se te han mezclado las ideas. Que a mi me paso, el año pasado me di un golpe (otro) en la cabeza y ahora a veces veo para dentro. Un horrible vacio, pero es mío.

Tao dijo...

Yo diria que lo que pasa es una estrategia para pasarla bien y sumar puntos

epoptek dijo...

Tendrá que ver con el 2 de copas del Tarot?
Jo, Ceci, que he estado unos días fuera, y vaya producción!
El caso es que me gusta.
Y por eso vuelvo.
PD. No desesperes, a veces no hace falta realizar físicamente el futuro del tarot, con integrarlo vale.
besos

scape95 dijo...

Ummmm... eso se aproxima demasiado al peloteo. Y no te pega nada, nada. XDDD

O.k.,o.k.! dijo...

HOmbre, es que los jefes son humanos y ALGUNOS hasta se han ganado el puesto y son inteligentes y divertidos.

Imagina que alguna vez llegaras a ser jefa. Algún blogger iría hablando mal de tí en su blog, a la jefa tetona que va de lista, y al cabo de un tiempo se daría cuenta de que eres un sol ;-)

O.k.,o.k.! dijo...

De hecho, yo sigo diciendo que tuve una época al Jefe Ideal, lástima que el Presi de la compañía fuera tan capullo.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

¿ves como los jefes de Siemens no somos tan malos?

-- delete me --

Fizban dijo...

Jo, iba a decir lo mismo que santinobrain, es el síndrome de Estocolmo. Ve a que te trate un loquero.

criztina dijo...

no jodas!!! ahora os vais a unir contra mi todos!!! pobrecito, si tiene corazón...
en fin..... entoy de acuerdo con santinobrain. Lo que a ti te pasa es el síndrome de estocolmo....o bien que estás haciendo méritos para ganarte el puesto de acting ;-).

El polvo y medio es un encanto. Y no es gay jajajajjaja.
Menudos achuchones me da. Que pena que no le echaría ni ese medio polvo... no es mi tipo... ;-)

chin dijo...

A los "jefes" como a los "subordinados" tendemos a juzgarlos a priori negativamente. Yo tuve grandes "manos derechas" a las que al principio no podía ni ver. Siempre mujeres, eso sí. No sé por qué, sois más metódicas, más ordenadas,... más todo y en mi ausencia los clientes se quedan más satisfechos.