27 junio 2005

Dos bodas y 600 kms

Querido diario:
Este es el balance del fin de semana: Dos bodas el sábado, una por la mañana y otra por la noche. Tengo reservas alimenticias para aguantar el mes que viene sin comer. Menos mal que me salté la fase de las iglesias, porque a la segunda iglesia, con el zolocotroco que llevaba, lo mismo le hago la ola al cura.
Estuve hablando con una madre reciente (5 meses) y su reflexión sobre lo de "ser madre", fue muy clara:
"Respecto a lo que me habían contado sobre la maternidad, lo bueno era realmente bueno, pero lo malo era mil veces peor."
También hablamos de lo que significa "ser mujer" en los tiempos que corren:
"Se nos pide ser superwoman: tienes que ser madre, ama de casa, trabajadora y amante maravillosa y estupenda."
Sobre todo este último punto, después de un embarazo que no te deja el cuerpo para "tirar cohetes", después de estar todo el día trabajando, jugando a las muñequitas con tu nene, haciendo la comida y limpiando la casa, por la noche tener además fuerza para echar un kiki...(pasando primero por la fase de aceptar tu "nuevo" cuerpo postparto: engordado, fofo, cansado y sentirte bellísima).
Comentando el tema de que las modelos, actrices, famosísimas y superguapas después de dar a luz, a los dos meses vuelven a estar estupendas de la muerte, ella me comentó que es porque les provocan el parto antes de llegar al último mes, que es cuanto más se fastidia el cuerpo femenino y se ensanchan las caderas...qué curioso...
En fin, menudo dia me espera.

11 comentarios:

La Magdalena dijo...

Lo de provocar el parto antes de tiempo no lo sé.
Lo que sí sé que debe ser bueno para el cuerpo es quitarle todo eso de madrugar, trabajar, limpiar la casa, etc. y cambiarlo por ir la gimnasio, dejar que te soben con unos masajillos, hacerse unas curas de reposo, etc.
Así cualquiera.

Luces dijo...

jajaajja, Yo recuerdo a una amiga en esa fase de recién parida, tenía que hacer 200 km diarios para el trabajo, la casa y su hija pequeña y por la noche caía rota en la cama. El marido empezaba a tocarla y ella se daba media vuelta dieciendo:
¿Qué querrá ahora éste con la manita?

Nos partíamos el culo de risa y a veces usamos el término en momentos oportunos.

Michi dijo...

So los hombres debemos estar contentos de serlo? :)

bottomwet dijo...

Y qué tal las bodas?
Mucho invitado interesante?
o como todas?

laceci dijo...

Los hombres no os podéis quejar, el gran esfuerzo que hacéis para ser padres es empalmaros en su momento..
(uuuuuuuuuuuuuuy, me la he jugao...)
Las bodas como siempre, las novias guapísimas, los invitados guapísimos, comida y bebida a mansalva, copa y puro.

Anónimo dijo...

Pues decidirse a ser padre hoy en día es todo un acto de valentía.

Primero: la incertidumbre de que sea de uno, sobre todo en los tiempos que corren.

Segundo: a partir de ese momento ya dejas de ser centro de su atención.

Tercero: si se tuercen un poco las cosas te quedas en la calle.

Cuarto: lo de que no te toque encargarte del niño es una falacia.

Michi dijo...

No somos nadie...el mundo es YA de l as mujeres y no paran de quejarse!! :)

criztina dijo...

Se me queda un cuerpo cuando leo, escucho y me cuentan las historias de las parturientas... que desde luego no me dejan ganas de ná de ná.
Con lo que me gusta a mi follar como para que se me quiten las ganas...
Sigo sin entender las ventajas, lo siento...se que me castigará Dios por ello...empezaré a "hormonar" y querer niños y no podré tenerlos, pero de momento, es que no me sale...

bottomwet dijo...

Lo de novias guapisimas habria que comprobarlo con foto porque hay cada una que parece que la ha estado asesorando aramis fuster.
Y los novios, no digamos. Todos los dias en vaqueros y camiseta y el dia de la boda se disfrazan de pinguino.
En fins, apariencia... todo apariencia.

malaputa dijo...

Hace dos semanas salía en el dominical del ABC, ¿o era de El País?, un investigador que decía que en unos cincuenta años se podrán tener descendencia sin tener que pasar por el embarazo y el parto, con úteros artificiales.

La Marce dijo...

Una vez escuche a alguien (por supuesto, era un hombre) decir que cuando las mujeres tenian hijos se echaban a perder. Cuando tenga hijos me voy a provocar el parto un mes antes y ademas me voy a quitar dos costillas y luego me meto al gym.