25 mayo 2005

Jóvenes adictos al móvil

Ayer oí la noticia de que el 40% de los jóvenes están enganchados al teléfono móvil en alguno de sus usos: mensajitos (SMS, MMS), descarga de juegos, descarga de logotipos, melodías...También oí cosas como que lo que consideran el peor castigo es que le quites el móvil (les puedes dejar sin paga, sin salir...pero no sin móvil) porque les produce ansiedad, ya que alguno incluso duerme con él debajo de la almohada (esto ya es acojonante) e incluso llegan a escribir los examenes con esos acrónimos y abreviaturas que utilizan en sus mensajes.

A los que trabajan en algún tema relacionado con esto, les parece en general -y fríamente- estupendo que se consuman todos estos "productos", ya que les reporta grandes beneficios que la gente utilice este tipo de servicios. Lo que es una pena es que algunos padres le dejen a los chavales un móvil sin saber si tienen la suficiente responsabilidad para utilizarlo. ¿cómo se puede saber esto a priori? De ninguna manera: El problema es que ni siquiera los padres saben utilizar el móvil, ni mandar mensajes, ni conectarse a internet con él, ni descargarse "cosas", con lo cual malamente se puede tratar de controlar un riesgo que se desconoce.

Por ejemplo el típico mecanismo "de seguridad" para acceder a contenidos X en los móviles es que antes de mostrártelos, te indican: Contenidos para adultos, si eres mayor de edad pulsa aqui y si no lo eres pulsa aqui...Alucinante...

De la misma segura-manera, cualquier mocoso se puede descargar como fondo para su móvil una foto supercerda con una pibita enseñando lo que sea...o una melodía-real de un orgasmo...cualquier cosa que enseñar a los coleguitas y vacilarles, este es un mercado libre!

No sé si es malo o bueno todo esto, no podemos saber cómo terminará porque no lo podemos comparar con nada existente, nos queda confiar en que la tecnología nos está sirviendo para unir a la gente más que para separarla...

Para muestra este blog...

6 comentarios:

Labot dijo...

Ceci,
compruebo, con horror, que no me lees
http://labot.blogspot.com/2005/05/cuatro-de-cada-diez-nios-sufren.html
en fin,

zen-cerro dijo...

No jodas que se puede acceder a contenido X a través del mòvil!! Que alguien me ensegne, pliz!!

Labot dijo...

sr. cerro,
es broma, no?
conoce google? pruebe a buscar "wap sex"

Misósofos dijo...

Me parecen patéticos los jueguecitos a los que puedes jugar en el móvil, (y tengo uno que soporta java con el último sprinter cell), y peor aún debe ser la pornografía :S
Desde luego, si van a hacerse adictos a algo, podrían elegir otra cosa que merezca más la pena.
Nunca entenderé a las personas que se gastan 600 € en un móvil que no deja de ser eso... Un móvil, por mucho GPRS, bluetooth e infrarrojos que traiga, no es igual de versátil ni de potente que un ordenador.

Labot dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
JACH dijo...

Mi muy particular punto de vista (tal vez muy tarde para que alguien lo lea, pero en fin, hasta hoy me topé con este blog):

Tengo un hermano menor. Me ha pasado varias veces, con él y con sus amigos o incluso con algunos conocidos míos, que justo a la mitad de una conversación muy animada, una reunión o comida en familia (lo cual es un evento importante por estos lugares), reciben un mensaje y lo contestan inmediatamente, cambiando un momento de convivencia real por una pseudo-comunicación (algo asi como que sonase el teléfono a la mitad del sexo), para repetir la secuencia minutos después. ¿El contenido de dichos mensajes? Asuntos superficiales (saludos estereotipo, respuestas estereotipo, uno que otro "smiley")

Mi conclusión: en efecto, este tipo de comunicación superficial está reemplazando la comunicación real, la convivencia con seres de carne y hueso. Ya el tiempo se encargará de corroborar o refutar esta teoría. Lo único que tenemos que observar es si las futuras generaciones serán o no "discapacitadas sociales". Unos cuantos años quizás.